Cómo ejercer la autoridad



Querido amigo;
 
Obviamente cuando hablo de autoridad, no me refiero a la que es propia de los militares o aquella que se impone por la fuerza. Me refiero a la autoridad vista desde el sistema preventivo de Don Bosco. No entraré a describir ni a dar una clase magistral sobre este tipo de autoridad. Te contaré un ejemplo real que te ayudará a quedarte con la idea y a ponerla en práctica.
 
Cierto día en el Oratorio de Valdocco, Don Bosco encomendó a un salesiano recién llegado a dar catequesis a un grupo de chavales. Este nuevo salesiano, nervioso y con ganas de empezar, se dirigió al lugar donde tenían estas reuniones. Los chavales durante la catequesis no paraban de dar ruido, no paraban de "liarla". Este salesiano no sabía como controlar la situación, no le hacían caso. Fue a quejarse a Don Bosco del comportamiento de los chavales y éste le dijo: "Frecuenta el sitio donde se reúnen (en el patio), empieza a conocerlos, juega con ellos, hazte cercano. Y después me cuentas".
 
Efectivamente, así lo hizo, y al cabo de una semana fue a hablar de Don Bosco, comentando el buen comportamiento y la buena marcha de los chavales.
 
Pues bien, esta forma de autoridad es más difícil que otras, porque requiere: PACIENCIA Y AMOR.
 
Buenas días nos de Dios.